¡El Poder de Dios En Nuestras Vidas.! Jcoa.!

El Poder de Dios.!Jcoa.!

1 Cor 18/25.

18 Me explico: El mensaje de la cruz es una locura para los que se pierden; en cambio, para los que se salvan, es decir, para nosotros, este mensaje es el poder de Dios. 19 Pues está escrito: «Destruiré la sabiduría de los sabios;frustraré la inteligencia de los inteligentes.» 20 ¿Dónde está el sabio? ¿Dónde el erudito? ¿Dónde el filósofo de esta época? ¿No ha convertido Dios en locura la sabiduría de este mundo? 21 Ya que Dios, en su sabio designio, dispuso que el mundo no lo conociera mediante la sabiduría humana, tuvo a bien salvar, mediante la locura de la predicación, a los que creen. 22 Los judíos piden señales milagrosas y los *gentiles buscan sabiduría, 23 mientras que nosotros predicamos a Cristo crucificado. Este mensaje es motivo de *tropiezo para los judíos, y es locura para los gentiles, 24 pero para los que Dios ha llamado, lo mismo judíos que gentiles, Cristo es el poder de Dios y la sabiduría de Dios. 25 Pues la locura de Dios es más sabia que la sabiduría humana, y la debilidad de Dios es más fuerte que la fuerza humana.

1 Corinthians 1:18-25 | NVI

Como hijos de Nuestro Padre Celestial heredamos Su Palabra. Su Poder.!

1. En Jesucristo recibimos Su Poder.! 2 Cor 13/4. 

4 Es cierto que fue crucificado en debilidad, pero ahora vive por el poder de Dios. De igual manera, nosotros participamos de su debilidad, pero por el poder de Dios viviremos con Cristo para ustedes.

2 Corinthians 13:4 | NVI

2. Recibimos El Poder de Dios a través de Su Espíritu.! 

Hech 2/33.

33 Exaltado por el poder de Dios, y habiendo recibido del Padre el Espíritu Santo prometido, ha derramado esto que ustedes ahora ven y oyen. 

Acts 2:33 | NVI

3. Servir.! Ayudar.! Dar.! 2 Cor 6/6/7. 

Servimos con pureza, conocimiento, constancia y bondad; en el Espíritu Santo y en amor sincero; 7 con palabras de verdad y con el poder de Dios; con armas de justicia, tanto ofensivas como defensivas;[

2 Corinthians 6:6-7 NVI

4. Recibimos en Fe el Poder de Dios.! 1 P 1/3/5.

3 ¡Alabado sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo! Por su gran misericordia, nos ha hecho nacer de nuevo mediante la resurrección de Jesucristo, para que tengamos una esperanza viva 4 y recibamos una herencia indestructible, incontaminada e inmarchitable. Tal herencia está reservada en el cielo para ustedes, 5 a quienes el poder de Dios protege mediante la fe hasta que llegue la salvación que se ha de revelar en los últimos tiempos. 

1 Peter 1:3-5 | NVI

5. Revelación.! Dn 2/19/20.

19 Durante la noche, Daniel recibió en una visión la respuesta al misterio. Entonces alabó al Dios del cielo 20 y dijo: «¡Alabado sea por siempre el *nombre de Dios!Suyos son la sabiduría y el poder.

Daniel 2:19-20 | NVI

6. Señales y Milagros.! Hch 6/8. 

8 Esteban, hombre lleno de la gracia y del poder de Dios, hacía grandes prodigios y señales milagrosas entre el pueblo. 

Acts 6:8 | NVI

7. Sabiduría.! 2 P 1/3. 

3 Su divino poder, al darnos el conocimiento de aquel que nos llamó por su propia gloria y potencia, nos ha concedido todas las cosas que necesitamos para vivir como Dios manda.

2 Peter 1:3 | NVI

Amigos cristianos en todas las naciones; Recibimos El Poder de Dios a través de Su Espíritu Santo; para que lo usemos en bendecir, ayudar, aconsejar, dar, obrar, guiar, orar, ministrar, servir, sanar, interceder, actuando con Su Poder testificamos de Su Gloria y de Su amor por la humanidad; queriendo que todos sean sus hijos.! 

Al recibir a Mi Sr Jesucristo en nuestras vidas recibimos la herencia de Nuestro Padre Celestial; para ir por las naciones llevando Su Palabra. Sus Mandamientos. Su Amor. Su Gloria. Majestad. Honra por los siglos de los siglos.! 

Amen.! 

Jcoa.!

¡El Reino de Dios.!  Jcoa.! 

El Reino de Dios.!Jcoa.!

1 Cor 4/20.

20 Porque el reino de Dios no es cuestión de palabras sino de poder. 

1 Corinthians 4:20 | NVI

¿Queremos entrar en El Reino de Dios? 

Miremos como tenemos que hacerlo.! 

1. Transformados para entrar en El Reino de Dios.! 

1 Cor 15/50/54.

50 Les declaro, hermanos, que el cuerpo mortal no puede heredar el reino de Dios, ni lo corruptible puede heredar lo incorruptible. 51 Fíjense bien en el *misterio que les voy a revelar: No todos moriremos, pero todos seremos transformados, 52 en un instante, en un abrir y cerrar de ojos, al toque final de la trompeta. Pues sonará la trompeta y los muertos resucitarán con un cuerpo incorruptible, y nosotros seremos transformados. 53 Porque lo corruptible tiene que revestirse de lo incorruptible, y lo mortal, de inmortalidad. 54 Cuando lo corruptible se revista de lo incorruptible, y lo mortal, de inmortalidad, entonces se cumplirá lo que está escrito: «La muerte ha sido devorada por la victoria.»

1 Corinthians 15:50-54 | NVI

2. Nacer de Nuevo.! Jn 3/5. 

5 —Yo te aseguro que quien no nazca de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios —respondió Jesús—. 

John 3:5 | NVI

3. Escudriñar La Palabra de Dios.! Mt 6/33a.

Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, 

Matthew 6:33a | NVI

4. Predicar La Palabra de Dios.! Mc 4/26/29.

26 Jesús continuó: «El reino de Dios se parece a quien esparce semilla en la tierra. 27 Sin que éste sepa cómo, y ya sea que duerma o esté despierto, día y noche brota y crece la semilla. 28 La tierra da fruto por sí sola; primero el tallo, luego la espiga, y después el grano lleno en la espiga. 29 Tan pronto como el grano está maduro, se le mete la hoz, pues ha llegado el tiempo de la cosecha.»

Mark 4:26-29 | NVI

5. Despojarse.! Lc 18/29/30.

29 —Les aseguro —respondió Jesús— que todo el que por causa del reino de Dios haya dejado casa, esposa, hermanos, padres o hijos, 30 recibirá mucho más en este tiempo; y en la edad venidera, la vida eterna.

Luke 18:29-30 | NVI

6. Vigilar y Orar.! Lc 21/36.

36 Estén siempre vigilantes, y oren para que puedan escapar de todo lo que está por suceder, y presentarse delante del Hijo del hombre.

Luke 21:36 | NVI

7. Dejar atrás el pasado.! 

57 Iban por el camino cuando alguien le dijo: —Te seguiré a dondequiera que vayas. 58 —Las zorras tienen madrigueras y las aves tienen nidos —le respondió Jesús—, pero el Hijo del hombre no tiene dónde recostar la cabeza. 59 A otro le dijo: —Sígueme. —Señor —le contestó—, primero déjame ir a enterrar a mi padre. 60 —Deja que los muertos entierren a sus propios muertos, pero tú ve y proclama el reino de Dios —le replicó Jesús. 61 Otro afirmó: —Te seguiré, Señor; pero primero déjame despedirme de mi familia. 62 Jesús le respondió: —Nadie que mire atrás después de poner la mano en el arado es apto para el reino de Dios.

Luke 9:57/62 | NVI

Amigos cristianos en todas las naciones; El Reino de Dios es nuestro lugar donde compartiremos y viviremos eternamente con Nuestro Padre Celestial. Mi Sr Jesucristo y Su Espíritu Santo.! 

Para llegar necesitamos llevar una vida en obediencia, cumplir a cabalidad Sus Mandamientos; orar y obrar, predicar Su Palabra; hacer Su Voluntad; testificar con nuestros actos el nuevo nacimiento en Jesucristo; cumplir con la gran comisión; llevando paz y amor por donde vayamos recorriendo nuestro destino.! 

Es mucho lo que hay por hacer para dar a conocer las buenas nuevas noticias del Reino de Dios.!

Manos a la obra.! 

Bendiciones a granel en sus vidas.! 

Amen.!

Jcoa.!

El Consejo del Padre Celestial.!   Jcoa.! 

ESCUCHAR A DIOS DE MANERA PRECISACharles Stanley.! 

marzo 27, 2019

Marcos 4.9-13

9 »El que tenga oídos para oír, que oiga», añadió Jesús.10 Cuando se quedó solo, los doce y los que estaban alrededor de él le hicieron preguntas sobre las parábolas. 11 «A ustedes se les ha revelado el *secreto del reino de Dios —les contestó—; pero a los de afuera todo les llega por medio de parábolas, 12 para que »“por mucho que vean, no perciban;y por mucho que oigan, no entiendan;no sea que se conviertan y sean perdonados.” 13 »¿No entienden esta parábola? —continuó Jesús—. ¿Cómo podrán, entonces, entender las demás? 

Mark 4:9-13 | NVI

Al leer la Biblia, podemos pensar que venimos sin ideas preconcebidas, pero no es así. De la misma manera como las expectativas de los discípulos afectaron la forma en que escucharon y entendieron las enseñanzas de Jesucristo, así también nuestra percepción de la voz de Dios está determinada por nuestras experiencias.

Consideremos cómo algunas personas y acontecimientos en nuestra vida contribuyeron a definir cómo escuchamos a Dios hablar a través de su Palabra y su Espíritu.

1. Nuestros padres. 

El concepto que tenemos de nosotros se formó temprano por la manera en que fuimos tratados en la niñez, y eso a su vez afecta la forma en que percibimos a nuestro Padre celestial y su amor por nosotros.

2. Nuestros maestros. 

Si tuvimos un maestro que fue severo y cruel, podemos tener una imagen similar del Señor. Pero si fue amable y paciente, entonces Dios puede parecer más accesible para nosotros.

3. Nuestros amigos. 

Tener un amigo leal puede ayudarnos a ver al Señor bajo esa misma luz. Pero si alguna vez fuimos traicionados, se pueden sembrar en nuestra mente semillas de duda sobre la fidelidad de Dios, y afectar la forma en que le escuchamos hablar en su Palabra.

4. Nuestras experiencias. 

Ya sea que nuestra vida haya sido placentera y libre de problemas, o dolorosa y traumática, todo lo que hemos experimentado ha moldeado nuestra comprensión de la manera en que Dios nos trata.

Por eso, es fundamental dejar que la Palabra de Dios, en lugar de nuestras experiencias, se convierta en el filtro a través del cual veamos la vida y entendamos al Señor.

Amigos cristianos en todas las naciones; antes de conocer y entregarnos a Mi Sr Jesucristo teníamos una manera de vivir, pensar, sentir totalmente diferente a lo que ahora vivimos al recibir en nuestras vidas la continua enseñanza de La Palabra de Dios obrando en nuestra conducta cristiana; ejemplo y testimonio vivo de Mi Sr Jesucristo en nosotros.!

Nuestros actos, decisiones, están guiados por La Palabra de Dios, consultamos y actuamos de acuerdo a Su Consejo; ojalá lo hagamos todo el tiempo; así viviremos para Dios y no para las añadiduras materiales; que son la lucha continua entre lo material y lo espiritual.! 

El Consejo y La Sabiduría vienen de Su Santo Espíritu; nos capacita para que nosotros podamos aconsejar y guiar a quienes necesiten de conocer La Verdad. El Camino. Jesucristo en sus vidas.!

Sigamos La Voz de Nuestro Padre Celestial.! 

Vivamos en Jesucristo.! 

Atentos a la Guía del Espíritu Santo de Dios.!

Amen.!

Jcoa.!

¡Somos Vencedores En Jesucristo.!  Jcoa.!

Mas Que Vencedores En Jesucristo.! Jcoa.!

Apoc 2/7.

7 El que tenga oídos, que oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. Al que salga vencedor le daré derecho a comer del árbol de la vida, que está en el paraíso de Dios.

Revelation 2:7 | NVI

1. Vida Eterna.! Apoc 2/11.

11 El que tenga oídos, que oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. El que salga vencedor no sufrirá daño alguno de la segunda muerte.

Revelation 2:11 | NVI

2. Un Nuevo Nombre.! Apoc 2/17.

17 El que tenga oídos, que oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. Al que salga vencedor le daré del maná escondido, y le daré también una piedrecita blanca en la que está escrito un nombre nuevo que sólo conoce el que lo recibe.

Revelation 2:17 | NVI

3. Reconocimiento Celestial.! Apoc 3/5. 

5 El que salga vencedor se vestirá de blanco. Jamás borraré su nombre del libro de la vida, sino que reconoceré su nombre delante de mi Padre y delante de sus ángeles. 

Revelation 3:5 | NVI

4. Cimiento Celestial.! Apoc 3/12. 

12 Al que salga vencedor lo haré columna del templo de mi Dios, y ya no saldrá jamás de allí. Sobre él grabaré el nombre de mi Dios y el nombre de la nueva Jerusalén, ciudad de mi Dios, la que baja del cielo de parte de mi Dios; y también grabaré sobre él mi nombre nuevo. 

Revelation 3:12 | NVI

5. Derecho Celestial.! Apoc 3/21.

21 Al que salga vencedor le daré el derecho de sentarse conmigo en mi trono, como también yo vencí y me senté con mi Padre en su trono. 

Revelation 3:21 | NVI

6. Corona de Vencedor.! Apoc 6/2. 

Vi cuando el Cordero rompió el primero de los siete sellos, y oí a uno de los cuatro seres vivientes, que gritaba con voz de trueno: «¡Ven!» 2 Miré, ¡y apareció un caballo blanco! El jinete llevaba un arco; se le dio una corona, y salió como vencedor, para seguir venciendo.

Revelation 6:1-2 | NVI

7. Herencia Celestial.! Apoc 21/7.

7 El que salga vencedor heredará todo esto, y yo seré su Dios y él será mi hijo. 

Revelation 21:7 | NVI

Amigos cristianos en todas las naciones; ser vencedores en Jesucristo nos da la victoria total en nuestras vidas; el reconocimiento, el derecho, la herencia celestial; un nuevo nombre, vida eterna, ser columna del templo de Nuestro Padre Celestial; todo esto recibiremos si cumplimos a cabalidad con nuestra conducta cristiana, con nuestra manera de ser, pensar y sentir; nuestro testimonio de Hijos de Dios; y el salir vencedores en todas las pruebas que vivamos aquí en la tierra.! 

Todas las coronas se nos entregarán si logramos vivir como lo hizo Mi Señor Jesucristo.!

Amen.! 

Jcoa.!